Caos.

Vivo entre el caos con tazas vacías de café,
colillas en el cenicero se acumulan,
la risa se ríe de mi por falta de fe,
la marea que está generando la lluvia
hace parecer que el tiempo no pasa,
que aún sigo aquí
encerrado entre la lluvia y la cueva.
Un libro de versos tachados,
la tinta corrida con mis manos enterradas,
la lluvia golpea mi rostro, amargo
solitario y fúnebre día
en el que una suave brisa,
una ráfaga de aire frío recorre mi cuello.
Entre la tormenta, camino decidido sin parar,
esto aún no se ha acabado,
pues siempre estoy dispuesto a luchar
y ahora me digo que es hora de jugar al azar,
caminar bajo la lluvia,
ver donde puedo acabar
dejarme llevar en esta marea
de sonrisas y lagrimas,
de la que todavía,
no he aprendido a escapar.
Quizás
y solo quizás,
con suerte
acabe volando cual ráfaga de aire frío
en esta primavera
mientras sale el sol.

photo-1437624155766-b64bf17eb2ce

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s