Storytelling.

photo-1452475168325-672188dc4dc3

Un hombre le contó a su mejor amigo con franqueza y sin miramientos lo que sentía al ver partir de su vida a la persona que quería y como él realmente veía la situación. A pesar de su frustración por ello, no tenía palabras malas, ni recordaba malos momentos, solo se quedaba con lo bueno y con la belleza fugaz de lo que fue y ya no es.

Ante aquello su mejor amigo le contestó:

Me sorprendes,
a pesar de la gente que conozco día a día y mis experiencias en el amor, solo ver y escuchar como expresas tus sentimientos me hace aprender más del amor en cinco minutos escuchándote que los años con mi pareja.
Y te digo una cosa.
Muchos hombres somos carbón, me has visto madurar con los años y mi novia me ha tenido que ir puliendo para sacar parte del diamante que hay en mi y aún me queda por ser pulido.

Tu, en cambio, eres un diamante que juega a sacarle brillo a todo carbón que ve en una persona a la que coge cariño, lo intenta pulir, lo mima e intenta no dañarlo, hay muy pocos como tú.

Las mujeres que te has encontrado en tu camino no te han entendido y el día en que una mujer sea capaz de comprender el diamante que realmente eres, ese día serás feliz, pues no habrá sentimientos, ni carbón que pulir, solo luz en la eternidad junto a otro diamante en bruto
.
El hombre ante aquella frase tan sincera que salió desde el corazón de su mejor amigo solo pudo esbozar una sonrisa y seguir su camino en busca del diamante que quizás se dejó atrás o que todavía quizás no había aparecido en su camino…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s